La policía investiga elg hallazgo del cadáver de una mujer que fue abandonado dentro de un costal, en avanzado estado de putrefacción, en Papantla, y el cual coincide en algunas características con la joven Amairani Batiza Gutiérrez.

Amairani Batiza Gutiérrez está reportada como desaparecida desde el 18 de junio pasado, cuando salió de la capital del estado rumbo a Papantla, a verse con una persona.

La policía encontró ayer en un lugar llamado Simón Tiburcio un cuerpo que estaba dentro de un costal, tapado con bolsas, cerca de el Arroyo Puerco.

El cuerpo fue localizado la mañana del lunes por campesinos que laboraban cerca de la finca San Pastor, y uno de los perros comenzó a romper las bolsas negras y el costal, por lo que dieron aviso a las autoridades.

Al parecer, el o los agresores lanzaron el cadáver de la mujer dentro de bolsas negras, el cual posteriormente cubrieron con un costal, que echaron al arroyo, y las crecidas lo arrastraron hasta este punto.

A simple vista, se trata de una mujer joven que habría sido asesinada hace más de un mes. Estaba semidesnuda, con el pantalón puesto y unos tenis blancos marca GUESS.

Las primeras investigaciones indican que muestra una cicatriz de cesárea parecida a la que se menciona en la ficha de desaparición de la joven xalapeña.

Sobre el caso medios de comunicación dieron a conocer que cuenta con 22 años, es nativa de Xalapa, con lunar en la pierna izquierda, cicatriz en la ceja derecha, cicatriz por cesárea y se le vio por última vez el 18 de junio del presente año.

Además, se ha documentado que la policía estaba investigando a dos sujetos de Papantla por el caso, pues fueron los últimos en tener contacto con ella.

Las pesquisas están concentradas en la carpeta FEADPD/ZCX/77/2019, en Poza Rica.

El caso apuntaba a que la joven había llegado en esas fechas al hotel K`tlen, ubicado en calle Benito Juárez y Carranza, en al zopa centro.

“Extraoficialmente se sabe que la joven sostenía una relación sentimental con un papanteco de nombre S.C.D, a quien vino a visitar a esta ciudad, se dijo que no era la primera vez que la xalapeña había estado en Papantla”, dice una nota del diario de Xalapa fechada el 12 de julio.

Por el estado de descomposición del cadáver, la policía hará pruebas de ADN para descartar o confirmar que se trata de la víctima citada.

Familiares y amigos de la joven han salido a marchar y a pegar volantes con su cara para pedir que aparezca. Sobre el estado que guardan las investigaciones sobre quienes serían los responsables de su investigación, hay hermétismo.

DEJANOS TU COMENTARIO