Veracruz, Ver., 30 de enero de 2017.- Trabajadores de la empresa Tubos y Aceros de México S.A. (TAMSA), liderados por Enrique Ruiz Saavedra arribaron desde las 8 de la mañana a la junta la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje, ubicada en la calle 5 de Mayo, en el centro de la ciudad de Veracruz, para tomar las oficinas.

Aproximadamente 50 extrabajadores con cartulinas en mano se plantaron para exigir que sus casos sean resueltos a la brevedad, después de años de litigio laboral.

Los empleados de la Junta de Conciliación suspendieron las citas programadas para el día de hoy, pues la manifestación continúa y no hay forma de entrar o salir de las oficinas.

Enrique Ruiz, señaló, que el presidente de la Junta Federal es un corrupto, pues desde enero del 2014 más de 400 personas fueron despedidas de TAMSA de forma injustificada, y a tres años no les han resuelto sus demandas.

“Ya llevamos tres años en este asunto, sabemos que según los de la junta, no hay para cuando concluyan los asuntos que nos competen, un ejemplo es que los testigos presentados por los demandados siempre están presentando certificados médicos para no presentar a los testigos”, advirtió.

Al momento el plantón sigue y aseguran no se retirarán hasta encontrar solución real al problema laboral, por lo que las instalaciones permanecen sin dar servicio.

DEJANOS TU COMENTARIO