Luego de un día de descanso por las celebraciones navideñas, la tarde de este lunes, los Tiburones Rojos de Veracruz regresaron a los trabajos de su pretemporada rumbo al torneo Clausura 2017 de la Liga MX, con un entrenamiento en el estadio Luis “Pirata” de la Fuente.

Antes de la sesión, el plantel escualo se dio tiempo para convivir con el niño, Carlos Tadeo, quien visitó las instalaciones del coloso del Fraccionamiento Virginia, como parte del programa de las asociaciones “Cuentame Tu Sueño” y “Tiburones de Corazón A.C.”, hecho que fue posible gracias a la atención y apoyo del propietario del equipo, Fidel Kuri Grajales.

Luego del evento, los escualos iniciaron su práctica con un trote ligero a un costado del terreno de juego. Posteriormente, la plantilla se dividió en cuatro grupos para dar lugar a un circuito de cuatro estaciones en el que se hizo trabajo físico y táctico, todo supervisado por los preparadores físicos del club, Dante Rodríguez y César Ángeles Gallegos.

Finalmente, Carlos Reinoso Arriagada, auxiliar técnico del cuadro jarocho, dirigió un ejercicio de fútbol en espacios reducidos.

Por su parte, los guardametas, Sebastián Jurado, Édgar Hernández y Luis Ojeda, estuvieron a las órdenes del entrenador, Alberto Guadarrama.

La novedad, fue la incorporación de Matías Cahais al trabajo al parejo de sus compañeros, mientras que los futbolistas Freddy Hinestroza, Juan Albín, Pedro Gallese y Jefferson Murillo, cumplieron con las indicaciones del cuerpo médico del club, recuperándose de sus lesiones.

Para este martes, el equipo escualo tiene agendada una doble sesión de entrenamientos, la primera a las 8:00 horas y la segunda a las 18:00 horas, ambas en el estadio Luis “Pirata” de la Fuente.

 

DEJANOS TU COMENTARIO