A pesar de contar con un marco legal, el bando de buen gobierno que prohíbe la presencia de franeleros, limpiaparabrisas y personas que piden dinero en cruceros de Boca del Río, este no ha sido aplicado por la falta de apoyo por parte de la Secretaria de Seguridad Pública.

Lo anterior fue informado por el alcalde de Boca del Río, Anselmo Estandia, quien a unas semanas de culminar con su administración aseguró que sólo queda pendiente la aplicación del bando de gobierno en donde queda prohibido que cualquier persona, como franeleros, limpia parabrisas entre otros, llevar a cabo actividades en zonas de riesgos.

“Bueno estoy esperando que seguridad publica tome cartas en el asunto, ya se lo hemos pedido pero falta que ellos implementen ya el operativo, nosotros lo que dimos fue el marco legal, falta que seguridad publica lo haga, porque el municipio no tiene policía”.

El bando recordó consiste en que queda prohibido que cualquier persona lleve a cabo una actividad en zonas de riesgos, en lugares para autos y no para las personas, en donde se busca evitar que menores de edad y mujeres corran riesgos.

DEJANOS TU COMENTARIO