Veracruz, Ver.- En noviembre próximo comenzará a operar en los seis bancos de sangre del Estado y el Hospital General de Veracruz la utilización de un chip inteligente que permitirá guardar toda la información de las unidades de sangre y dará mayor seguridad en la aplicación de las mismas, confirmó la directora del Centro Estatal de Transfusión Sanguínea, Elidé Bravo Sarmiento.

“Estamos trabajando en eso, están adaptando, las unidades van a tener un chip de radiofrecuencia donde vamos a poder llevar la tasabilidad de las unidades desde que se captan hasta que se transfunden al paciente”.

En entrevista, apuntó que después de un año de trámites y compra de equipos compatibles, Veracruz será pionero en esta tecnología utilizada en Europa y Estados Unidos, puntualizó.

“Es llevar el comportamiento de la unidad de la red fría, también cuando se transportan de un lugar a otro, saber como estuvieron resguardadas en ese contenedor y ver si son viables para su transfusión y va a ser todavía más seguro el aplicar la sangre”.

Elidé Bravo precisó que en países de alto grado de desarrollo ya es utilizado y aunque es costoso, es muy seguro y permite mejorar la operación de los centros de este tipo.

“Estamos a punto de ser el primer estado a nivel nacional que vamos a tener la transabilidad de las unidades y la hemovigilancia a través de un chip, ya las unidades van a estar monitoreadas desde que se extraen hasta el momento en que se transfunden, es a nivel nacional, hay países que si lo tienen pero son de primer mundo”.

Recordó que el CETS del Estado ocupa ya el quinto lugar a nivel nacional entre los mejores centros del país.

Las pruebas comenzaron desde hace un año y aunque todavía presentan algunas fallas de logística, a finales de noviembre espera entrar en operaciones al cien por ciento.

DEJANOS TU COMENTARIO