El miércoles 4 de septiembre se reanudarán las labores en las escuelas de educación básica de la entidad, a decir de los delegados sindicales de las agrupaciones que el martes se manifestaron de “brazos caídos”, dejando sin clases a miles de estudiantes de primaria, secundaria y bachillerato.

Al protestar contra la aprobación de la Ley General de Servicio Profesional Docente a nivel federal, los profesores y profesoras cerraron los portones de las escuelas desde las 7 de la mañana. En muchos casos no se dio explicación alguna a los padres y madres de familia que llegaron puntuales con sus hijos e hijas a los planteles, para encontrarse con las puertas cerradas.

El delegado del Sindicato Independiente de Trabajadores de la Educación en Veracruz (SITEV), José Antonio Villalbazo, expresó que la duración de la huelga dependería de la respuesta de los diputados locales a las peticiones del magisterio.

A decir de Villalbazo, quieren que “el gobierno del estado no se copie de toda la reforma educativa federal. Que nos evalúen pero del Instituto de Evaluación del Estado, no del gobierno federal”.

Para las 6 de la tarde, la delegada del Sindicato Democrático de Trabajadores de la Educación en Veracruz (SDTEV), Montserrat Talavera, confirmó que tanto el SDTEV, como el Sindicato Independiente de los Trabajadores de la Educación en Veracruz (SITEV) y el Sindicato Unificador de los Trabajadores al Servicio del Estado y del Magisterio (SUTSEM), volverían a las aulas.

 

DEJANOS TU COMENTARIO