El Presidente de la Confederación Nacional de Comerciantes y Prestadores de Servicios del Congreso del Trabajo, Gregorio Alarcón Islas,  opinó que la labor del Secretario de Desarrollo Económico del Estado, Erik Porres Blesa, es “pura pantomima” y  que el gobernador, Javier Duarte de Ochoa, “debería ponerlo a trabajar”.

El líder hizo un llamado al mandatario estatal para que se acerque a las organizaciones de pequeños comerciantes a discutir los proyectos económicos donde su sector pueda participar. “Es hora de que dejen de tomar champagne con los ricos y se bajen a beber pulque con los pobres”, acotó.

“El gobierno nunca toma en cuenta a los pobres, siempre se van con los grandes dizque empresarios y no se dan cuenta que existen 650 mil comerciantes en pequeño en el estado, que existen 202 mercados”, acusó.

Con respecto al municipio de Boca del Río, al que definió como uno de los más ricos, lamentó la falta de mercados públicos, algo de lo que aseguró el alcalde  Anselmo Estandia Colom no se ha ocupado: “Hemos tratado de conseguir un terreno y el presidente municipal se mete por una puerta para que no lo vean y se sale por otra”, aseveró.

DEJANOS TU COMENTARIO