Debido al excesivo cobro por parte de la Directiva de los Tiburones Rojos en los boletos para el partido de liga en contra del Club America, y tras varias quejas por parte de los aficionados; la Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO) tomo cartas en el asunto y decidió  clausurar las taquillas del Estadio Luis de la Fuente.

Al momento se desconoce las medidas que vaya a tomar la PROFECO; así mismo aun no se ha dado una Declaración Oficial por parte de la Directiva Jarocha.

Mientras los aficionados esperan que el costo del boleto sea rebajado y se encuentran muy molestos.

 

DEJANOS TU COMENTARIO