Veracruz, Ver.- Con la entrega de las obras de rehabilitación del zoológico “Miguel Ángel de Quevedo”, donde en últimas fechas han muerto varias especies y lugar que ha sido sede de varios escándalos por el mal cuidado que se le da a los animales, cerró la alcaldesa de Veracruz, Carolina Gudiño Corro el programa trimestral de obras públicas municipales.

No obstante, la edil priista aseguró que cumplió con los porteños y los esfuerzos hechos en tres años generó que hoy “cerramos con broche de acero”.

A dos días de entregar el cargo a su compañero de partido, Ramón Poo Gil, Gudiño Corro entregó un zoológico con serias deficiencias en la infraestructura como se observó en los juegos para niños, algunas guarniciones, e incluso techos de jaulas.

Aún así, la actual administración informó que la obra entregada este domingo, tuvo un costo de cinco millones de pesos.

“A raíz del inicio de esta administración, iniciamos la recuperación. Primero en una primera etapa con las obras de rehabilitación a la barda perimetral, y ahora agradecemos el apoyo de los cinco millones de pesos que a través de la Semarnat se apoyó a los veracruzanos”, expresó.

Carolina Gudiño subrayó que heredará un zoológico con una nueva área de felinos, así como un área de venados, jabalíes, aves, y mamíferos, en este último contarán con un área para que los niños puedan interactuar.

También se amplió, dijo, el quirófano y se realizó la construcción de un muro de contención además del trenecito el cual hace un recorrido por el parque.

“Para cerrar con broche de acero, ayer nació un cabrita africana”, expresó.

Gudiño Corro asistió al acto con su esposo, el próximo regidor de Veracruz, Víctor Hugo Vázquez Bretón así como el secretario de la Secretaría de Desarrollo Social del Estado, Alberto Silva Ramos, así como su cuerpo edilicio y de directores.

DEJANOS TU COMENTARIO